26/4/16

Reseña: El juguete rabioso

Hello, hello! ¿Cómo están, lectores? Yo estoy disfrutando de unos momentos libres para poder darme una vuelta por la red. Para el día de hoy elegí reseñar otro clásico del sello Brugera.
Muchas gracias a Ediciones B por el envío!
Título: El juguete rabioso
Autor: Roberto Arlt
Género: Novela argentina
Editorial: Ediciones B (Sello Bruguera)
Sinopsis: Silvio Astier es un adolescente de dieciséis años que sueña con convertirse en ladrón. Gran inventor de máquinas delirantes, fanático de Rocambole y seducido por la vida
aventurera que pintan sus libros preferidos, concibe el delito como la única manera de salir de la miseria y vivir con heroísmo. Pero cuando todo parece encaminarse a un éxito
seguro, Silvio toma una decisión asombrosa, con la que expresa toda su rabia acumulada contra esa sociedad que lo expulsa una y otra vez.
Hito en la literatura latinoamericana, El juguete rabioso es quizá la novela más autobiográfica de Arlt. Como Astier, el escritor era un devorador de novelas de segunda mano y malas traducciones. En ese lenguaje prestado, lleno de giros extraños, frases hechas, errores de ortografía y mezcla de registros, Arlt se abre paso en la literatura universal y se gana su derecho a ser considerado como un clásico.
Reseña:
Siento que pasó tanto tiempo desde la vez que subí la reseña de Los siete locos, otro libro de Arlt. Sí, eso fue en el 2014. Y aún no pude leer la segunda parte, Los lanzallamas. Pero vamos a lo que nos compete hoy, El jueguete rabioso.

El primer capítulo se titula: Los ladrones. Y es que Silvio Astier, un muchacho, nos relata de como fue introducido en un mundo de literatura bandoleresca. Por un zapatero andaluz, quien le prestaba esas entregas donde podía leer la historia de Jose María, el rayo de Andalucía, o las aventuras de don Jaime el Barbudo. Así es como en la ingenua cabeza de Silvio se van entramando historias de bandidos, donde él salvaría viudas y sería amado por doncellas. Pero en esas historias también hay camaradas, y así conocemos el personaje llamado Enrique Irzubeta. A quien se le apodaba El falsificador. También se suma Lucio, y así los tres forman El club de los Caballeros de la Media Noche. Juntos comienzan a planear robos.

Así es como emprenden su serie de aventuras, relatadas con un ritmo sencillo, sin detenerse demasiado en detalles, excepto en lo que yo denominaría su gran golpe. El asalto a una biblioteca de una escuela.

En el capítulo dos, Los trabajos y los días, pasamos a otro momento de la vida de Silvio. Es una constante en el libro, los capítulos narran diferentes etapas de la vida del joven. En el segundo, cuando Silvio tiene quince años, su madre le pide que trabaje. La familia de Silvio, con un padre ausente, es de clase media baja, su hermana aspira a seguir estudiando pero la pobreza limita eso.
Por lo tanto Silvio debe colaborar. Y finalmente Silvio decide aliviar las preocupaciones económicas en su casa al conseguir un trabajo en una librería, de Don Gaetano. Mejor dicho, una casa de compra y venta de libros usados. Allí conocerá a la esposa del dueño, y a otro ayudante.

Los días son difíciles, hay algo en Silvio que lo lleva a encontrarse en situaciones peligrosas. Y esta no será la excepción.

Para el tercer capítulo, llamado propiamente Juguete rabioso, se detallan las habilidades del muchacho Astier para la mecánica y los inventos. Todo parece indicar felicidad cuando por fin puede encontrarse en un mundo rodeado de disciplina y aprendizaje, en la Escuela militar de aviación.

Finalmente, en el último capítulo (Judas Iscariote) Silvio se debate entre redención o la perpetua continuidad de su condición de ser.

Los saltos entre los capítulos son muy apropiados para esta historia en particular ya que es como encontrarnos con un conocido pero a la vez un extraño, cuyo nombre es Silvio Astier. La caracterización del mismo es fascinante, sumergido en la literatura de bandidos, amistades arriesgadas, el mundo de la delincuencia leído a través de las páginas de este libro es tan vibrante y atrayente. Supongo porque lo envuelve ese aire casi místico de los barrios periféricos de Buenos Aires, mercados, calles solitarias. Además el lunfardo está siempre presente, "jetra", la goma, rajemos, la yuta, minga, cacha.

También cierto misterio rodea a los personajes, me di cuenta de que muchas veces como lectores esperamos una descripción, un retrato de los personajes, pero en este caso son las acciones las que importan y las que significan a quien las realiza.

Silvio es un personaje tan fascinante, ladronzuelo, inventor, lector. La literatura está presente en esos capítulos, en especial y el más evidente, cuando roban la biblioteca. Silvio encuentra un libro de Charles Baudelaire. Pero la figura de Silvio encierra otros enigmas, ¿Cómo es posible que con una vida tan difícil se encuentre irremediablemente enamorado... de la vida misma?
Yo tenía necesidad de hacer algo hermosamente serio, bellamente serio, adorar a la vida. Sí vida... vos sos linda, vida... ¿Sabés? De aquí en adelante adoraré a todas las cosas hermosas de la Tierra... cierto... adoraré a los árboles, y a las casas y a los cielos... adoraré todo lo que está en vos... además... decíme, vida ¿no es cierto que yo soy un muchacho inteligente? ¿conociste vos alguno que fuera como yo?
El final, que involucra nuevos personajes, como El Rengo y el ingeniero Arsenio Vitri, muestra una confluencia de historias que dan lugar a un final que sorprende. Ya que acompañamos a Silvio durante sus diversas etapas y ahora estamos presenciando, leyendo, ese último capítulo, y ¿qué nos dice Silvio?
Y yo me digo: ¿Qué hago de esta vida que hay en mí? Y me gustaría poder darla... regalarla... acercarme a las personas y decirles: ¡Ustedes tienen que ser alegres!, ¿saben?, tienen que jugar a los piratas... hacer ciudades de mármol... reírse... tirar fuegos artificiales.
A lo que Arsenio, luego de ofrecerle una oportunidad, le responde: Y no pierda su alegría; su alegría es muy linda...

De esa forma nos despedimos del joven Astier, quien al final fue mas de lo que alguna vez imaginó ser. ¿No les parece arrebatadora la forma en la que Silvio percibe el mundo? Incluso rodeado de miseria, luego de atacarse él mismo, luego de pelear, quedarse sin rumbo.

Puntaje: 4/5
No dejen pasar la oportunidad de leer este libro, sin duda me hubiera gustado leerlo antes de leer Los siete locos ya que en esa obra de vuelta tenemos personajes singulares, algunos que se rogocijan en su miseria, lo que me había dejado confundida pero después de leer El juguete rabioso, le tengo aún más afecto a Los siete locos. Además es un libro cortito, 192 páginas tiene. La lectura casi que vuela porque el eje principal son las acciones, robos, trabajos, etc. Pero sí hay momentos donde estamos casi una eternidad leyendo palabra por palabra como si se nos fuese la vida en ello, momentos en los que Silvio tiene algún encuentro casual con ciertos personajes, o cuando busca convencer a otros de que no es una locura lo que dice.

¿Leyeron el libro? ¿Leyeron algo de Arlt? Besos, nos leemos pronto! *esta vez con una nueva reseña para la sección Noches de película¨*

21/4/16

Reseña: El lado oscuro

Hello, hello! Buenas tardes :) Extrañaba un montón escribir por aquí, pero no tuve internet en este tiempo, además comencé a cursar segundo año! pero bueno, aprovecho para ir subiendo reseñas pendientes como es el caso de El lado oscuro.
Gracias a Editorial Océano por el envío! 
Título: El lado oscuro
Autora: Sally Green
Género: Juvenil fantástico
Editorial: Océano (Gran Travesía)
Sinopsis:
Inglaterra, época actual. Nathan Byrn sabe que no es como los demás. Aunque su madre era una respetada Bruja Blanca, su padre pertenece al linaje de los temibles Brujos Negros, lo cual hace de él un ser dividido que se debate entre la luz y las tinieblas. Este origen no le permite integrarse plenamente a la comunidad Blanca, la cual lo trata con desprecio y recelo. El hecho de que Nathan sea, además, hijo de Marcus, el más temido y odiado de los Brujos Negros, sólo sirve para empeorar su situación. El Consejo de los Brujos Blancos ha decidido someterlo a un control brutal para evitar que su lado sombrío se imponga. No obstante, llega el momento en el que Nathan decide convertirse en el dueño de su destino: será él y nadie más quien determine su camino.
Reseña:

Quedé muy intrigada al comenzar este libro ya que las primeras páginas usan un tipo de narrador muy particular. Frases como: Tu tienes un plan, estás en el suelo, saltas sobre el muro... Este recurso sin duda ayuda a que desde el principio, el lector se sienta parte de la historia, y aún más involucrado.

La narración comienza con unos capítulos algo aislados entre sí, no continuados, donde leemos sobre la madre de Nathan, una bruja blanca, y sobre su padre, un brujo negro llamado Marcus. Desde el principio se hace ese planteamiento, una división muy clara, pero Nathan se encuentra en un lugar confuso al reconocerse como hijo de ambos.

Luego se narra en primera persona, Nathan relata detalles de su vida, describe a quienes lo rodean. Como su Abu, una bruja experimentada. A cargo de la familia, desde el fallecimiento de su hija. Nathan encuentra apoyo en su hermano Arran. En medio de sus travesuras encuentran una notificación del Consejo de Brujos blancos de Inglaterra, Escocia y Gales. A la edad de ocho años, Nathan es llamado para una evaluación para determinar si es B o N. Pero Nathan no coopera mucho. Por lo que estas notificaciones para ser evaluado se repetirán.

Además de vivir con su Abu y Arran, vive con Jessica. Es una muchacha que obviamente no confía en su hermano por su condición de ser hijo de Marcus. Disfruta atormentándolo, además de recordarle constantemente que no es verdaderamente parte de la familia.

Luego entra en escena Annalise, una bruja blanca parte de la familia O'Brien. Sus hermanos están en las mismas clases que los hermanos de Nathan. Excepto Kieran O'Brien que al igual que Jessica, ya recibió sus dones. Pronto Nathan se encontrará en problemas por acercarse a Annalise. Finalmente Nathan se aleja. Y llegan noticias de Marcus, quien supuestamente habría asesinado a una familia, con el fin de obtener el Fairborn. Mientras que el Consejo tomará medidas mas estrictas con los Código Medio, como Nathan, restringiendo los lugares a los que pueden ir.

Uno de los detalles que me agradó de la estructura del libro en sí, fueron los episodios donde se puede observar que Nathan busca llevar una vida normal, luchando con sus notas en la escuela, buscando acercarse a una chica a pesar de las amenazas de sus hermanos, ayudando a su abuela, jugando con su hermano. Todo eso hace que la construcción del personaje no se base en el hecho de su naturaleza. La autora juega con el entorno que lo rodea y logra poder transmitir cierta calidez en Nathan.

En fin, Nathan iniciará una búsqueda, en plena rebeldía. Ya no tiene 8 años y quiere saber la verdad. En su camino se encontrará con numerosos personajes, Jim, Nikita, Gabriel, entre otros. Además la acción transcurrirá en numerosos escenarios, desde bosques hasta ciudades. Incluso en Ginebra. Su búsqueda lo lleva allí para esperar ayuda de parte de Mercury, un personaje enigmático. Pronto Nathan aprenderá a confiar en Gabriel, hasta el esperado encuentro con Mercury. Quien habita temporalmente en una cabaña en otro lugar de Suiza al cual acuden a través de un viaje que involucra magia. Un pasadizo.








Resalto de este libro la cantidad de acción que incluyó la autora, además de momentos de tensión e incluso violencia que se retrata de una forma atrapante.
Los personajes también tienen sus lados enigmáticos y me gustó que cada uno tuviera una personalidad, no necesariamente son amables, pueden ser peligrosos y encuentro cierto gusto con eso.

Lo que no me cerró mucho fue el final, lo sentí precipitado además algunos personajes desaparecen y aparecen repentinamente. Dejando muchas preguntas para el segundo libro. Que por cierto, ya se encuentra disponibles en las librerías.

Puntuación: 3/ 5, un libro que resalta por su personaje principal, Nathan, además su narración abarca el crecimiento y los cambios que atraviesa.

¿Leyeron el libro? Me di cuenta de que hace mucho que no leía un libro juvenil que tenga por personaje principal un chico. Además retomé el mundo de la magia.